lunes, 4 de enero de 2010

Wellington - estatua

En Londres abundan las estatuas, me atrevería a decir que no se puede dar un paso en la zona monumental y aledaños sin que tengas a la vista tres o cuatro estatuas a la vez. De todos los tamaños, materiales y poses, representan tanto a individuos: científicos, viajeros, exploradores, poetas, escritores, músicos, reyes, reinas, príncipes y demás realeza, aviadores, generales, mariscales, almirantes, políticos, presidentes de este y aquel lado del charco como a colectivos, en particular los memoriales a los caídos, civiles y militares, en las numerosas contiendas que jalonan y dan lustre a la historia del Imperio (me perdonaréis la osadía, pero para los clásicos sólo hay un Imperio, y es éste).

Mi preferida es la del Capitán Robert Falcon Scott, un señor por el que tengo una cierta debilidad y una gran admiración, pero como no es el momento ni el lugar no me extiendo y traígo a colación la estatua ecuestre del Lord cerca de Hyde Park, en la isleta del Constitution  Arch.




En la base de la estatua figuran cuatro infantes representantivos de las cuatro nacionalidades del Wellington's army, con el atuendo y equipamiento propios de la guerra peninsular y la campaña de Waterloo; un inglés del 1st Regiment of Foot Guards, un Highlander escocés del 42nd (The Royal Highland) Foot , un irlandés del 27th (Inniskillings) Foot y un galés del 23rd (Royal Welsh Fusiliers).

Para profundizar siquiera un poquito en las hazañas de estos regimientos y, de hecho de todos los que sirvieron con el Duque, recomiendo un libro magnificamente ilustrado, su título es "Wellington's Regiments", de Ian Fletcher, gran historiador y divulgador de la Peninsular War y editado en la casa Spellmount. Sólo por las ilustraciones vale la pena, de verdad ...

No hay comentarios:

Publicar un comentario